miércoles, enero 21, 2009

De padres a hijos

Se va expandiendo la ola web 2.0 y esta semana parece que se ha vuelto todo el mundo loco con Spotify.

Básicamente, Spotify es un catálogo de música on-line enorme. La aplicación cliente es una aplicación de escritorio clásica, disponible para Windows, Mac y Linux (a través de wine).

La verdad no sé cómo funciona. Parece que, según leo en el artículo de Wikipedia, la transferencia de archivos se realiza mediante un protocolo p2p. Las canciones no se descargan, se escuchan en demanda, aunque quedan cacheadas en el equipo local.

La aplicación cliente permite realizar búsquedas por título de canción, grupo, etc. También integra información del grupo a través de otras fuentes como Wikipedia, estilo Amarok, aunque un poco más limitado. En los resultados de la búsqueda aparece el número de hits de cada canción, el número de veces que esa canción ha sido reproducida por lo usuarios, lo que da una idea de lo popular que es esa canción. Es quizás la única característica de red social que he visto en el software, ni idea de cómo o si es posible agrandar esa base de datos musical disponible mediante "contribuciones" de los usuarios. Otras características interesantes radio e histórico de búsquedas.

La verdad que la aplicación va muy bien, la calidad del streaming es muy buena y el catálogo de música disponible es bastante grande (aun así, si eres de esos que escucha grupos que todavía no existen, lo seguirás teniendo un poco crudo...)

Una de las ventajas de Spotify frente a Last.fm, por ejemplo, es la posibilidad de escuchar albumnes enteros.

Hoy precisamente, y cambiando un poco de tercio, he estado escuchando el que es a mi juicio uno de los mejores discos de la historia del heavy metal japonés: "Soldier of Fortune" de Loudness (sí, me temo que yo también soy de esos que escuchan grupos que todavía no existen). Al margen del cariño personal que le tengo a este disco (por los buenos recuerdos que me trae) ha sido especial poder volver a escuchar a uno de los mejores baterías japoneses de todos los tiempos, y esto no sólo lo digo yo.

Tristemente el pasado 30 de Noviembre Munetaka Higuchi, eterno batería de Loudness y co-fundador del grupo, desempuñaba sus drum sticks para siempre y decía adios a la vida, a los 49 años, después de 6 duros meses de lucha constante contra el cáncer.


Con la incorporación de Mike Vescera, Loudness volvió a regrabar este tema, "In the mirror", para su albúm "On the prowl"

Otro gran batería japonés, quizás más conocido pero igual de grande, Yoshiki de X-Japan, expresaba con gran conmoción y perplejidad, quizás como la del hijo que pierde a su padre, su sentido pésame. Creo que pronto llegarán los tributos...


X (antes de ser X-Japan), todavía una banda de instituto, versioneando el tema original de Loudness "In the mirror"

Para siempre Munetaka Higuchi, descanse en paz.

"From the fathers to sons, our dreams will carry on..."

Demon Disease, Loudness

2 comentarios:

Banyuken.es dijo...

Qué penita me ha dado con un post sobre Spotify, ¿cómo lo has hecho?.

Diego Pino dijo...

¿Por qué? Anda todo el mundo loco estos días con Spotify, hasta que surja algo nuevo, supongo.

Por cierto, me he enterado por un amigo que el sistema de registro por invitaciones sólo es necesario para algunos paises.

En España uno puedo registrarse directamente aquí:
Lo de las invitaciones es extraño...En algunos países te puedes registrar sin tener invitación, entre ellos España. Puedes registrarte aquí:

https://www.spotify.com/en/get-started/